viernes, 12 de noviembre de 2010

RECETAS SENCILLAS PARA TIEMPOS DE CRISIS.

En tiempos de crisis se agudiza el ingenio. Yo lo sé por propia experiencia, primero en mi niñez y después de recién casada, son las épocas más duras que yo he pasado. Un recuerdo que tengo grabado en mi mente y que todavía me duele: es a mi madre, diciendo que no tenía ganas de comer porque le dolía el estomago, cuando la realidad era que no llegaba la comida para ella después de repartir adecuadamente, cuando yo me fui dando cuenta de lo que realmente pasaba, me sentí culpable, culpable de tener hambre, de no ser capaz de darle mí plato. En fin fueron años difíciles que nos hicieron más fuertes y realistas para superar los problemas que habrían de venir.

Ahora estamos en tiempos de crisis general, hay  que volver a agudizar el ingenio. Se puede comer bien, rico y sano, con muy poco dinero. Propongo algunas recetas que yo creo son adecuadas para situaciones extremas. No pongo las cantidades pues yo guiso a ojo de buen cubero, nunca mido nada, excepto en las tartas o algún otro tipo de postre.

Patatas con ajo y perejil.
Los humildes y nutritivos tubérculos, una receta barata y rápida.
Ingredientes: Patatas, ajos, perejil, pimentón, cúrcuma, y aceite.
Pelamos y troceamos las patatas, las dejamos unos segundos en agua mientras pelamos unos cuantos ajos, los echamos en el mortero junto a un buen puñado de perejil, y echamos sal seguidamente los machacamos, reservamos.  Escurrimos las patatas y echamos en la cacerola un buen chorro de aceite de oliva  manteniendo a fuego medio,  tenemos que ir removiendo –mareando-, con cuchara de palo para que no se peguen, bajamos el fuego y añadimos una cucharadita de pimentón dulce, y un cucharadita de cúrcuma como colorante, eso sólo son unos segundos, echamos agua en el majado de ajos y perejil y lo volcamos en las patatas hasta cubrirlas, subimos el fuego para que arranquen a hervir, y seguidamente lo dejamos en el mínimo para que se hagan a fuego lento. Cuando están tiernas se le añaden huevos batidos o enteros según los gustos, si no se dispone de huevos porque la economía es extrema, están igual de buenas, y la casa se impregna de un aroma, que abre el apetito.

Propiedades de la patata: es rica en hidratos de carbono, potasio, calcio, fosforo, vitamina c, cruda y machacada sirve como cataplasma en quemaduras o en dolores de articulaciones, para limpieza del cutis y en el acné. Una curiosidad: la planta, lo que es la patatera; tallos, hojas, brotes tiernos, y flores, son altamente toxicas.

Propiedades del ajo: es antioxidante, anticoagulante, antiinflamatorio, expectorante, es un antibiótico natural.

Propiedades del perejil: es digestivo, depurativo, tiene; calcio, fosforo, hierro, vitaminas A, C, E -todas antioxidantes-. Otra curiosidad: el perejil es abortivo, por lo que las mujeres embarazadas no deben tomarlo. -yo creo que será si lo tomas en exceso-, yo recuerdo haber escuchado cuando era todavía niña a las mujeres hablando bajito y comentando como alguna vecina había abortado con el perejil, pero no sé como lo hacían, yo solo cogía algo de la conversación que, además, por mi edad no entendía, pero que me intrigaba durante un rato, pero enseguida me iba a jugar y me olvidaba del tema.

Propiedades de la cúrcuma: favorece el buen funcionamiento del hígado, disminuye el colesterol malo, reduce los niveles de glucosa en diabéticos, es antioxidante, anticoagulante, expectorante, antiinflamatorio, y digestivo.

Estoy usando la cúrcuma como colorante, desde que hice un curso en la Universidad de Mayores, y una de las clases era de nutrición, el profesor nos explicó que el colorante que usábamos, el “falso” azafrán de toda la vida, pues azafrán, sólo es el de en hebra, en casi todos los países europeos está prohibido, por ser tóxico -en la cantidad que se usa no lo creo-, pues lo hemos usado siempre sin ningún problema, pero sabiendo las buenas propiedades de la cúrcuma y las nulas del falso, por lógica se debe de usar la cúrcuma -no hay problema,  es barata-.

Propiedades de pimentón: desinfectante, cardiovascular, digestivo, vitaminas del grupo B, A, C, E, calcio, magnesio, potasio. El que más fama tiene es el pimentón de La Vera.

Y que voy a decir, que no sepamos ya, del aceite de oliva: potente antioxidante, anticancerígeno, favorece la absorción del calcio, estimula la vesícula biliar, ayuda a prevenir la arteriosclerosis, etc.

Esta es una de las comidas más baratas y fáciles de hacer. Acompañarla con un buen trozo de pan, tan nutritivo y energético, también es barato. Yo soy adicta al pan desde pequeña, y es mentira que engorde, ahora hay una gran variedad de ellos para todos los gustos. Mi madre compraba las  deliciosas “teleras”, yo me adueñaba de las tetillas.

Esta receta de  patatas guisadas seguramente es la más barata,  pero con cualquier cosa están estupendas, por ejemplo: con costillas de ternera. Mi madre también las ponía con un pequeño trozo de bacalao, que tostaba primero en la candela de carbón, después lo echaba un rato en agua mientras hacia el sofrito, en el que mareaba las patatas, añadiéndole el trozo de bacalao ya limpio. Buenísimas.

De postre una buena naranja de Palma del Río.

Continuara…

6 comentarios:

marti dijo...

Siempre y cuando que no utilices ningún caldo de origen animal para cocer las patatas, es una magnífica receta vegetariana. Guerra al colesterol y las digestiones pesadas que son maneras de combatir la crisis consumista. El decrecimiento bien entendido comienza por uno mismo!
Anímate a colocar más recetas. Eso sí, sanas!

Conchi dijo...

Tienes mucha razón marti,la cocina siempre con ingredientes naturales. y el pescado y las verduras, frescos.

Se esta perdiendo la sana costumbre de los guisos, y no saben lo que se pierden, ademas de ricos y saludables se hacen solos, mientras, puedes dedicarte hacer otras cosas.

Alguna mas pondré.

un saludo

chelo dijo...

Riquísima receta, pero cuando tú puedas nos pones la receta de la empanada de atún, que todavía la recuerdo, cuando tu la hacías en tu horno ummmmmm buenísima, la mejor empanada casera que he provado, si es que eres apañá pa tó jeje

ben dijo...

Una receta muy rica,muy nutritiva y baratita,como tú bien dices.Per
tenece al recetario cordobés cien
por cien,dice mi mujer que en el
"majao".su abuela,gustaba de poner
unas gotas de vinagre de vino.
Saludos

Conchi dijo...

Gracias Chelo, lo de la empanada no tiene ningún merito,solo era la masa de empanada que ya te la venden echa y rellenar de atún en aceite escurrido, y mezclar con tomate de bote,la cierras pinchas con un tenedor la superficie y le das con un poco de huevo batido para que este mas bonita,y al horno, no tiene ninguna complicación. ya pondré otro día una que hago de morcilla, con cebolla,canela y pera, que esa si que es la repera.
besos.

Conchi dijo...

Hola ben,claro que si las abuelas sobretodo sabían sacarle partido a unas simples papas,se las tenían que ingeniar las pobres para que las comidas con tan poca base fueran comestibles y ademas con esos truquillos conseguían que supieran a gloria. y a fe mía que lo conseguían.

Saludos.